Table 'incendio_datos.log' doesn't exist




home


operaciones contra
incendio



prevención y
protección


equipamiento y avances tecnológicos

alerta de riesgo

brigadas industriales

Capacitación y entrenamiento


orientación operativa

ECIECI

contáctenos

sites de interés

suscripción al newsletter


 

operaciones contra incendios

.VENTILAR PARA INTERVENIR EN UN INCENDIO

FENÓMENOS DE UN INCENDIO

Los humos y gases generados durante un incendio en un recinto cerrado, producen los varios fenómenos físicos.

  • La diferencia de las densidades entre los gases fríos y calientes origina un movimiento vertical del humo hacia las partes altas del local - tiro térmico.
  • El aumento de temperatura en la zona siniestrada origina, en dicha zona, una presión superior a la de los locales cercanos y a la exterior. Eta sobrepresión provoca la expansión de un volumen importante de gases hacia las dependencias y locales contiguos.
La consecuencia de ambos fenómenos es la creación de un gradiente de presión entre la zona alta del local - humos calientes y densos - y la baja - humos menos calientes y más diluidos -, existiendo una zona o plano neutro.


TAN PRONTO SE HAYA PRACTICADO LA APERTURA DE VENTILACION SE DEBE LLEGAR HASTA EL FOCO DEL INCENDIO Y EXTINGUIRLO.

Es evidente, que los trabajos de los equipos de bomberos, como el rescate de víctimas, rastreos en zonas inundadas de humo y la localización del foco del incendio serán menos dificultosos y más seguros, eficaces y rápidos, si conseguimos elevar el plano neutro, procurando que la zona de baja presión sea lo más alta posible. Los bomberos podemos beneficiarnos de estos efectos metiendo aire fresco desde el exterior hacia las zonas inundadas de humo, o bien sacando aire caliente desde la parte alta del local incendiando hacia el exterior. El resultado de una u otra acción, o de una combinación de ambas, será la elevación del plano neutro.

METODOS DE VENTILACION

Hay dos métodos que se pueden emplear con éxito para lograr los objetivos de la ventilación: La Ventilación Natural y La Ventilación Mecánica. La Ventilación Natural está indicada para edificios de una planta o planta altas de otra. Mientras que para edificios de varias plantas, es necesaria la ventilación forzada por medios mecánicos.


  • Ventilación Natural: Es el método más simple y consiste en aprovechar las corriente de convección natural - abriendo puertas, ventanas, techos, etc.- originadas por el calor y el movimiento del aire que tiene lugar en una estructura durante un incendio o incidente con gas. Esta ventilación aplica las leyes básicas de la física para el proceso d ventilación: el aire caliente se eleva y el aire frío desciende. Aunque este método puede tener, en principio, unos resultados satisfactorios, su eficacia depende de los siguientes factores:
    • Proximidad de las aberturas de ventilación a los lugares donde se encuentren los contaminantes.
    • Tamaño y cantidad de las aberturas.
    • Existencias de obstáculos que dificulten el recorrido de los contaminantes hacia las aberturas.
    • Situación de las aberturas con respecto a la dirección del viento - barlovento (parte de donde viene el viento, con respecto a un punto o lugar determinado) o sotavento.
    • Factores climatológicos: la humedad y las bajas temperaturas dificultan el desarrollo de las corrientes de convección naturales.
    • Diferencia de temperaturas entre el interior y el exterior del edificio incendiado.
  • Ventilación Horizontal: Las condiciones climáticas y en especial la fuerza y dirección del viento, son siempre una consideración primordial al determinar el procedimiento de ventilación adecuado.

    Bajo ciertas condiciones, cuando no hay viento, la ventilación horizontal es menos efectiva ya que la fuerza del viento necesaria para sacar el humo está ausente. En otras circunstancias, la ventilación horizontal no puede llevarse a cabo debido al peligro del viento soplando hacia una dependencia u objeto propenso a incendiarse o alimentando al incendio con oxígeno.


El viento juega un papel importante en la ventilación, y su dirección puede ser designada como a favor del viento - barlovento - y en contra del viento - sotavento.


<< Página anterior